Su carrera parecía terminada por la cocaina y las apuestas, pero regresó Su carrera parecía terminada por la cocaina y las apuestas, pero regresó

Su carrera parecía terminada por la cocaina y las apuestas, pero regresó

Dentro de su carrera, generó momentos importantes en varios clubes, principalemnete en Italia, pero en 2010 lo sancionaron por consumo de cocaína y apuestas. Su carrera parecía acabada.

La historia de Francesco Flachi es una muy particular, que merece ser contada. Su carrera como futbolista parecía, definitivamente terminada por una sanción de 12 años, y regresó al fútbol con 46 años.

Retrocedemos  hasta la década del 90 para ir al día de su debút en Fiorentina, equipo con el que ascendió a la Serie A. Hasta ganó la Copa de Italia 1995/96 con el club. Pero la competencia era con Gabriel Batistuta.

"Este día cancela 12 años de inhabilitación. Es mi renacer. Esta es la prueba de que yo también me he rehecho".

Pasó a préstamo por el AS Bari y AC Ancona hasta recalar en la Sampdoria, donde encontró su lugar. En 2003, logró ascender como campeón y goleador. Tuvo buenas actuaciones durante varias temporadas, que lo llevaron a convertirse en el tercer máximo goleador histórico del club con 110 goles en 280 partidos. 

En 2006, la Federación Italiana de Fútbol suspendió a Flachi durante dos meses por estar relacionado a apuestas en el fútbol. Un año más tarde, se encontraron rastros de cocaína en su cuerpo tras una derrota por 2-0 ante el Inter. El 31 de mayo del 2007, fue suspendido por 16 meses y, más tarde, se aumentó a dos años. Como resultado, su contrato con la Sampdoria fue cancelado.

Regresó a los campos de juego y lo hizo en Pietrasanta, Empoli y Brescia, equipos del ascenso italiano. Hasta que fue sancionado nuevamente en enero del 2010 tras dar positivo por cocaína en un control realizado el 19 de diciembre del año anterior. En junio, se dio a conocer la suspensión de 12 años, lo que parecía el fin de su carrera como jugador, con 34 años.

"Me sentí bien, podría haber hecho aún más, al menos llegar al final de la primera parte. Este día cancela 12 años de inhabilitación. Es mi renacer".

"Al principio me sentí mareado, hace una semana que no duermo por la tensión. Ahora estoy muy feliz, quiero agradecer a todos los que me hicieron sentir como antes: un jugador de fútbol", dijo el futbolista de 46 años en declaraciones al diario La Gazzetta dello Sport.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias