Los grandes momentos de la Champions League Los grandes momentos de la Champions League

Los grandes momentos de la Champions League

Desde aquella edición en la 92-93 con el título del Marsella hemos vivido grandes momentos en la historia de la Champions, que mejor que repasarlos en la previa de una nueva jornada histórica.

La Champions tiene su historia, momentos de remontadas imposibles, figuras que asombraron con sus goles, arcos caídos y figuras que se transformaron en estatua. Estas son algunos de los momentos epicos de la Orejona.

En la temporada 1993-94, el FC Barcelona de Johan Cruyff vivió una de las derrotas más dolorosas de su historia en la fatídica final de Atenas frente al histórico AC Milan, y Savicevic marcó el gol más recordado de aquella Champions con una preciosa vaselina sobre Zubizarreta tras un error de Nadal.

Uno de los capítulos más bochornosos de la historia del Real madrid llegó en la semifinal de Champions en abril de 1998. Los Ultra Sur se suben a la valla donde están agarrados los tensores que sujetan uno de los arcos. Esta se viene abajo y en el estadio no hay una de repuesto. Tuvieron que ir hasta la Ciudad Deportiva en busca de otro arco y el partido tarda una hora en reanudarse.

En la temporada 1997-98, se dio un gol polémico, una final agónica y el fin a una sequía que duraba ya 32 años para el Real Madrid. Mijatovic fue el más rápido en recoger un balón suelto dentro del área para acabar con la resistencia de la Juventus y ofrecer la Séptima en bandeja.

La remontada más espectacular de la historia de la competición se vivió en el Camp Nou en 1999. Un gol de Basler daba el título al Bayern hasta que llegó el milagro. Sheringham en el 91 y Solskjaer en el 93 dieron la vuelta al partido.

La Champions del año 2000 fue la exhibición del Real Madrid en Old Trafford. Y el partido de Mánchester quedó marcado por la jugada de Fernándo Redondo. El Madrid ganaba ya 0-2 y remató a su rival con una jugada para el recuerdo. El argentino salió de una emboscada en la banda con un genial taco, ingresó en el área y cedió para que Raúl marcase el tercero.

Temporada 2001-02 para ver lo que sólo los elegidos pueden hacer, Zidane firmó su mejor obra de arte en el mejor escenario posible. Convirtió un balón caído del cielo tras un pase de Roberto Carlos en una volea única que se coló por la escuadra de la portería del Leverkusen. Fue el gol de la victoria.

En la Champions de 2004-05, "Todavia hoy no puedo creer que esa pelota no entrase". Así resume Shevchenko la espectacular acción de Jerzy Dudek. Con 3-3 en el marcador, el delantero ucraniano conectó un gran cabezazo picado que rechazó el meta del Liverpool. En el segundo golpeo, bajo la portería, Dudek volvió a sacar otra mano prodigiosa. El Liverpool ganaría esa Champions.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias